Bienvenid@s

Bienvenidos a mi blog, un nuevo blog renovado estéticamente, pero donde la esencia sigue siendo el conjunto de todas esas cosas maravillosas que tengo para contarles sobre el mundo en el cual trabajo, el de la belleza y el bienestar.

Recién me preguntaban, el porque siempre me refiero a mi área de trabajo como "belleza y bienestar", es muy sencillo, ellos forman un binomio indivisible, son dos aspectos fundamentales en nuestra vida, que deben marchar a un mismo paso, si queremos vernos bien por fuera, debemos poner atención al cuidado que damos a nuestro cuerpo y, también a nuestra mente. Así que, desde que tuve conciencia de ello y comprendí su importancia, lo aplico, lo enseño y lo transmito.

Espero que les agrade mucho, el espacio y sus temas, algunos ya son conocidos e infaltables, otros que irán apareciendo en el horizonte, porque siempre hay cosillas en este mundo del cuidado y la belleza para contar y compartir.

Disfruten de su visita y no olviden preguntar, consultar, opinar, que me encanta poder compartir con todos ustedes...

viernes, 13 de enero de 2012

EL CUIDADO DIARIO DE NUESTRO ROSTRO

En el programa del jueves 12 de enero, estuve comentando sobre el cuidado de nuestro rostro y lo qué significa realmente el que entendamos la importancia que tiene hacer una higiene correcta y adecuada de nuestra área facial.

Nuestro rostro, como habrán leído o escuchado muchas veces, es nuestra mejor carta de presentación, es lo primero que mostramos y es la zona del cuerpo que está más expuesta a la acción directa e indirecta del medio ambiente que nos rodea: aire frío o caliente, polución, contaminación, suciedad, humedad, resequedad, fricción por el viento, cambios de temperatura y, además de otras cosas, lo que nosotros mismos le aportamos cada vez que nos llevamos las manos a la cara, incluyendo en el caso de las mujeres la aplicación de diferentes tipos de productos cosméticos y en el caso de los hombres cuando se afeitan y cuando no se aplican ningún tipo de protección.

Son miles y miles de micropartículas que no vemos, que se van depositando en la piel, sin contar con las propias células que ella misma genera a diario, porque la piel segundo a segundo se está renovando y estás células si no se liberan se quedan sobre la piel ocasionando muchos de los problemas estéticos que conocemos.

¿Qué debemos saber sobre el cuidado diario de la piel del rostro?

Primero que nada, que la higiene facial del rostro y del cuello, se debe realizar a diario y dos (2) veces al día: al levantarnos en la mañana y antes de dormir.

Segundo, que esta higiene facial se debe realizar con productos específicos y adecuados a nuestro tipo de piel, porque cada persona tiene un tipo de piel totalmente diferenciado.

Tercero, que debemos crear un hábito de higiene facial desde temprana edad, si queremos preservar una piel sana y con aspecto juvenil, ya que el cuidado diario retarda la aparición de los signos de envejecimiento.

LIMPIARLA, EXFOLIARLA, HIDRATARLA, NUTRIRLA Y PROTEGERLA:

Cinco (5) acciones que debemos aprender a realizar a diario, pero no se asusten que a pesar de parecer muchos pasos realmente la cosmética moderna nos ayuda a minimizarlos o concentrarlos en solo tres (3) ya que en la actualidad contamos con productos 3 en 1, es decir, que limpian - exfolian y tonifican en un solo paso y luego tenemos otros que hidratan - nutren y protegen en otro paso.

Esto significa que ya no hay excusas para que no le demos a nuestro rostro la atención que necesita, porque todo en la actualidad está muy simplificado.

Pero para que podamos saber cual es el producto adecuado, debemos conocer las características de nuestra piel. Una forma muy fácil de saberlo es solicitar la asesoría profesional en un centro de belleza, donde en cuestiones de minutos nos pueden realizar un diagnostico de piel y decirnos todo lo que queramos saber sobre la misma.

Sin embargo, en este tema les voy a dar algunas nociones generales que les pueden ayudar a identificar que tipo de piel tiene cada persona.

Podemos decir que hay cuatro (4) tipos de piel con características muy bien diferenciadas
  • Piel Normal: aspecto liso, terso y sano. Poros cerrados que casi ni se notan, aspecto general aterciopelado. Es una piel que con el cuiado adecuado se puede preservar en buen estado por muchos años. Por lo general decimos de ella que tiene el parecido a la piel del melocotón.
  • Piel Grasa: su aspecto más llamativo es la brillantez, los poros se ven claramente, abiertos y profundos, puede haber presencia de capilares, es una piel gruesa al tacto, es untuosa y un poco áspera. Es el tipo de piel más propenso a tener problemas como el acné, acumulación de suciedad, formación de espinillas y puntos inflamados.
  • Piel Seca: Evidencia falta de humedad, es muy tersa, tanto que podemos compararla a la piel de una manzana, tiende a ser mate, fina y muy propensa a la aparición de líneas de expresión.
  • Piel Mixta: Es una piel que tiene tendencia a tener zonas normales y otras zonas grasas, o zonas secas con zonas grasas, concentrándose las áreas grasas en la llamada zona "T" del rostro: Frente, Nariz y Barbilla.
Conociendo las características de tu piel puedes escoger mejor los productos que necesitas para realizar tu higiene facial diaria y para que no olvides hacerlo mi sugerencia es que tengas estos productos a la mano, en tu sala de baño junto con los productos que utilizas para tu higiene bucal, de esta manera no olvidarás que tienes que hacerla.

Los beneficios son inmediatos y si aún no lo haces, comienza desde hoy mismo a cuidar tu rostro y comentanos aqui en el blog que diferencia vas notando.

En el próximo programa les voy a comentar sobre los diferentes problemas que puede presentar nuestro rostro según el tipo de piel que tengamos.

Si deseas hacer alguna consulta o algún comentario puedes hacerlo en este mismo espacio o utilizar la cabina virtual, con mucho gusto daré respuesta oportuna a tu consulta.


**********


Lee también....  Cuáles son los posibles problemas según tu tipo de piel

No hay comentarios:

Publicar un comentario